Prueba de Provocación

Prueba de Provocación

Examen que permite evaluar a los pacientes con sospecha de glaucoma de ángulo estrecho, se realiza una toma de presión intraocular al comienzo y después de que el paciente permanezca en una camilla boca abajo en oscuridad después de una hora (paciente no puede dormir durante la toma del examen).

Se usa anestesia tópica y un colorante anaranjado que no afecta la visión.
Requisitos: Si el paciente usa algún tratamiento debe colocárselo, o seguir las indicaciones de su médico tratante.